He aquí por qué el comercio de divisas no es un esquema para hacerse rico rápidamente

 He aquí por qué el comercio de divisas no es un esquema para hacerse rico rápidamente

Siempre ha habido y siempre habrá gente buscando atajos para aumentar su riqueza y hacerse rico de la noche a la mañana. Desafortunadamente, además de ganar la lotería, recibir una herencia inesperada de un pariente extraño y olvidado o participar en actividades ilegales, no hay muchas maneras de hacer una fortuna en un corto período de tiempo. Puede leer todos los libros sobre cómo hacerse rico del mundo y seguir a los oradores inspiradores para obtener sugerencias y consejos sobre cómo convertirse en millonario, pero las posibilidades de generar riqueza instantánea seguirán siendo escasas.

En su búsqueda de fortuna y éxito, muchas personas centran su atención en el comercio de divisas. Mirar todas las historias sobre inversores astutos que han construido su fortuna operando con divisas puede hacerle pensar que puede emular su éxito. El mercado de divisas brinda la oportunidad de ganar mucho dinero, pero si espera que el comercio de divisas pueda ayudarlo a resolver todos sus problemas de dinero, está equivocado.

Aquí vamos a explicar qué es y qué no es forex, y por qué el comercio de divisas no funciona como un esquema para hacerse rico rápidamente.

¿Qué es el comercio de divisas y cómo funciona?

En los términos más simples, el comercio de divisas, también conocido como comercio de divisas, es el intercambio de una moneda por otra. Las divisas siempre se negocian en pares, lo que significa que cuando compras una divisa, automáticamente vendes la otra. Estas transacciones ocurren en el mercado de divisas, que se considera el mercado financiero más grande y más líquido a nivel mundial, dado el gran volumen de transacciones diarias. En 2021, el mercado mundial de divisas se estimó en 2409 billones de dólares.

El comercio de divisas se trata de anticipar si el valor de una moneda aumentará o disminuirá en comparación con la otra, y comprar o vender monedas en función de estas predicciones para obtener ganancias. Hay una variedad de factores que pueden afectar las tasas de cambio de divisas, como las tasas de interés, la oferta y la demanda, la inflación, la estabilidad política, la salud económica o los desastres naturales. Por lo tanto, a pesar de tener una buena comprensión del mercado de divisas y una estrategia bien diseñada, todavía es muy difícil predecir el movimiento de precios, por lo que el riesgo de perder dinero está siempre presente.

Hay tres formas principales de operar en forex:

  • El mercado al contado – este es el principal mercado de divisas donde las divisas se intercambian a su valor actual y las transacciones se realizan en tiempo real

  • El mercado a plazo – a diferencia del mercado al contado, las transacciones en el mercado a plazo no ocurren instantáneamente. Los comerciantes ingresan un contrato acordando cambiar divisas a una tasa específica en una fecha futura.

  • El mercado de futuros – El mercado de futuros es similar al mercado a plazo, con la diferencia de que el contrato está estandarizado y los términos de la transacción no se pueden cambiar.

El apalancamiento es otra característica clave en el comercio de divisas y una herramienta que los operadores suelen aprovechar para maximizar sus ganancias. Básicamente funciona como un préstamo, lo que permite a los comerciantes pedir dinero prestado a un corredor para aumentar su capital de inversión y, en consecuencia, el potencial de ganancias. Esa es la razón por la cual los corredores de divisas de alto apalancamiento para los residentes de EE. UU. tienen una gran demanda, a pesar de los riesgos asociados con el comercio de grandes cantidades de divisas. El apalancamiento puede ser un arma de doble filo, dado que aumenta tanto las ganancias como las pérdidas, por lo que es una técnica que debe abordarse con precaución.

¿Puede hacerse rico operando en forex?

Ahora que hemos dejado las cosas claras sobre de qué se trata el comercio de divisas, volvamos a la pregunta que tantas personas se han hecho: ¿es posible hacerlo bien al operar con divisas? La respuesta es, depende. Forex brinda la oportunidad de complementar sus ingresos y aumentar su riqueza con el tiempo. Definitivamente puede ganarse la vida con el comercio de divisas y hacerse rico, como lo demuestran muchos comerciantes profesionales. Si forex no fuera una actividad rentable, no habría tanta gente participando en el comercio de divisas.

Sin embargo, no es tan simple como leer algunos artículos sobre el tema, abrir una cuenta de comercio de divisas, realizar algunas transacciones y luego esperar a que el dinero fluya a su cuenta bancaria. Aquellos que acumulan grandes cantidades de dinero mediante el comercio de divisas ciertamente no lo hacen de la noche a la mañana, con una inversión mínima de tiempo y esfuerzo. Entonces, aquí hay un desglose más detallado de por qué el comercio de divisas no debe confundirse con un esquema para hacerse rico rápidamente.

Requiere habilidades y experiencia

Los comerciantes de divisas exitosos tienen una cosa en común: han estudiado a fondo el comercio de divisas, han aprendido todos los entresijos del mercado y han trabajado arduamente para construir una estrategia comercial sólida. No toman decisiones aleatorias o precipitadas, sino que tienen un plan cuidadosamente diseñado al que se adhieren. Obviamente, obtener las habilidades y los conocimientos necesarios para calificar como un comerciante de divisas competente requiere tiempo y esfuerzo. Entonces, si está buscando obtener una gran ganancia en muy poco tiempo, el comercio de divisas no es para usted.

Implica riesgos

Aunque el comercio de divisas puede ser una forma rentable de inversión cuando se hace correctamente, los riesgos que implica no deben ignorarse. A pesar de la preparación adecuada, la volatilidad del mercado y la tendencia a utilizar un alto apalancamiento para aumentar las ganancias exponen a los operadores al riesgo de perder grandes cantidades de dinero. Incluso los comerciantes profesionales con años de experiencia a sus espaldas pueden sufrir pérdidas sustanciales. Con forex, puede perder tanto como puede ganar, lo que significa que no es exactamente la estrategia infalible para ganar dinero rápido que algunas personas esperan.

Requiere una inversión sustancial

Si tiene un presupuesto ajustado o ha tocado fondo y no puede permitirse perder dinero, definitivamente no desea utilizar sus últimos recursos para el comercio de divisas. En primer lugar, Forex generalmente requiere tener un capital de inversión sólido. Incluso si logra encontrar los fondos necesarios, no tiene garantía de que sus transacciones sean exitosas. Si su conocimiento del comercio de divisas es limitado, en lugar de hacer una fortuna, simplemente aumentará aún más su deuda.

La conclusión más importante es que forex no es de ninguna manera un atajo para hacerse rico. Se necesita tiempo, práctica, habilidades y experiencia para dominar el arte del comercio de divisas. Si no está dispuesto a hacer las cosas al pie de la letra, es mejor centrar su atención en otro tipo de actividades.

Este artículo no refleja necesariamente las opiniones de los editores o de la gerencia de EconoTimes

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Previous post Joao Vale e Azevedo analiza el impacto económico de la guerra en Ucrania
Next post Las solicitudes de patentes de Corea del Sur para plástico biodegradable se duplican